1. Prestameria.es
  2. >
  3. >
  4. 10 recomendaciones para pagar tu préstamo online a tiempo y que no te cobren intereses por demora

10 recomendaciones para pagar tu préstamo online a tiempo y que no te cobren intereses por demora

Sin explicaciones, sin papeles, sin nómina ni avales financian nuestros sueños en solo unos minutos. ¿Quieres reformar tu hogar, comprar la moto que siempre deseaste o ayudar a esos familiares que lo están pasando mal en este momento? Para eso están las empresas que ofrecen créditos rápidos: para ayudarte. De manera inmediata, por teléfono o Internet solucionan tus problemas económicos. Pero, ojo, si pides un préstamo, recuerda: hay que devolverlo. Por eso es imprescindible leer el contrato de la empresa prestamista con atención, no firmar nada sin comprenderlo en su totalidad y no dejarse llevar por el apremio de la necesidad. Y sobre todo: devolver el dinero a tiempo para que no te cobren intereses por demora.

Antes de pedir un crédito es recomendable tomar algunas precauciones, como analizar la capacidad de reembolso, no solicitar más dinero del necesario, comparar las ofertas, evitar los plazos largos y revisar la letra pequeña. Para no pagar más de lo debido, toma nota de estos diez consejos:

Vivus
Puntuación: 3.9 (Número de puntuaciones: 19)
Cantidad: 200 € / 1000 €
Plazo del préstamo: 30 / 30 días
Importe a devolver: 200 €
Coste del préstamo: 0 € TAE 0%
QueBueno
Puntuación: 3.3 (Número de puntuaciones: 3)
Cantidad: 200 € / 300 €
Plazo del préstamo: 30 / 30 días
Importe a devolver: 259 €
Coste del préstamo: 59 € TAE 2266%
Wonga
Puntuación: 4.1 (Número de puntuaciones: 19)
Cantidad: 200 € / 300 €
Plazo del préstamo: 30 / 15 días
Importe a devolver: Sin información
Coste del préstamo: Sin información
  • 1. Analiza primero si debes solicitar el préstamo. Calcula cuánto dinero gastas cada mes y los ingresos que tienes. Analiza qué gastos son los obligatorios y cuáles son opcionales. Una vez sabes cuánto dinero gastas podrás saber cuánto dinero queda para imprevistos y caprichos. En este margen de dinero deberás incluir el importe de la cuota mensual del préstamo que solicites.
  • 2. Utiliza un comparador, selecciona cuánto dinero necesitas y el plazo de devolución. Recuerda que cuanto antes devuelvas el dinero, menos intereses pagarás.
  • 3. Calcula siempre un margen para imprevistos. Siempre hay inesperados gastos, así que date un margen mensual para cuando llegue ese momento. No importa si este margen es muy pequeño, los imprevistos no ocurren cada día.
  • 4. Guarda en una cuenta de ahorro el dinero de este margen cuando no tengas imprevistos.
  • 5. Si el trabajo es volátil y no tienes ingresos mensuales lineales entonces ten cuidado cuando solicites el préstamo. Si por ejemplo eres autónomo o freelance habrá meses que facturarás más que otros. Nuestro consejo es que solicites el préstamo con una cuota lo más baja posible y ahorres aquellos meses que tienes más ingresos.
  • 6. Si tu trabajo está en la cuerda floja no es aconsejable solicitar un préstamo cuyo plazo de devolución sea a largo plazo. Puedes pedir un mini crédito rápido ya que la devolución se realiza a los 30 días. Pero si pides un préstamo personal a devolver en 5 años entonces podrías tener problemas en caso de desempleo.
  • 7. No solicites un préstamo para pagar otro préstamo que tengas pendiente. De ser así entrarías en un círculo vicioso y resultaría muy complicado salir. Si se aproxima la fecha de la devolución del préstamo y no tienes dinero para pagarlo, contacta con la prestamista y coméntales tu situación, solicita una extensión del plazo de la devolución del préstamo.
  • 8. Realiza la devolución del préstamo acorde con tus ingresos. Si bien es cierto que cuanto antes devuelvas el dinero del préstamo menos ingresos pagarás pero debes ser realista y analizar de cuánto dinero puedes disponer mensualmente. No pongas un plazo de devolución corto solo porque es más barato. Comprueba tu situación financiera y cuánto dinero puedes ahorrar,  es mejor devolver el préstamo a un plazo más largo que devolver el préstamo a corto plazo y tener dificultades económicas.
  • 9. Compara los intereses y comisiones de cada prestamista. Evidentemente nadie quiere pagar más de lo necesario.
  • 10. Solicita el préstamo más adecuado a tus requisitos. Es muy importante encontrar un préstamo que se adapte a tus circunstancias. Hay entidades cuyo interés sea un poco más elevado que el resto, pero por otro lado ofrecen otro tipo de ventajas o flexibilidad que los demás prestamistas no tienen.

¿Qué pasa si no realizas el pago de tu deuda?

Si a pesar de todos tus esfuerzos no eres capaz de asumir el pago de la deuda en el plazo acordado puede que debas saber lo siguiente:

  • Retraso del pago: en caso de que te retrases en algún pago y no tramites el aplazamiento del mismo, tienes una penalización de intereses de demora diario de los pagos atrasados. Las penalizaciones, eso sí, no podrán superar dos veces y medio la T.A.E.
  • ¿Cómo afectaría mi capacidad crediticia?: no pagar los pagos correspondientes puede afectar tu capacidad crediticia. Que ésta sea negativa conlleva a no poder disponer de más créditos en la mayor parte de empresas de crediticias, así como también podría complicar dichos trámites con otras entidades financieras.
  • ¿Qué implica la cesión de la deuda?: en caso de que se incumpla en el pago de las obligaciones con la empresa de crédito, ésta puede ceder el préstamo a terceros. Los costes de incurrir en reclamaciones por impago serán traspasados al cliente titular del préstamo.