1. Prestameria.es
  2. >
  3. >
  4. Qué es Asnef y cómo saber si estoy incluido en este registro

Qué es Asnef y cómo saber si estoy incluido en este registro

Saber si estamos en una lista de morosos como RAI o ASNEF no siempre es sencillo. Si bien las entidades financieras y empresas están obligadas a comunicarle al cliente su entrada en mora en un plazo máximo de 30 días, a veces sucede que, una vez pagada la deuda, la entidad no informa adecuadamente al fichero de morosos, por lo que podemos permanecer en mora incluso habiendo liquidado el importe debido. Por este motivo conviene conocer el método para saber si estás en ASNEF o no.

¿Qué es ASNEF?

En primer lugar, conviene explicar qué es ASNEF. Es el acrónimo de la Asociación Nacional de Establecimientos Financieros de Crédito, el mayor registro de morosos de España. En este fichero se recogen los datos de aquellas personas que acumulan cierto número de facturas impagadas, con información que proporcionan sus mismos socios, esto es, empresas y entidades financieras.
A veces basta con tres facturas impagadas para que la empresa acreedora te incluya en las listas del ASNEF. Las consecuencias de entrar en una de estas listas se limitan, básicamente, a la casi imposibilidad de conseguir un crédito de cualquier tipo, pero también puede llegar a dificultar la contratación de servicios de telefonía, luz y gas, por ejemplo.

Vivus
Puntuación: 3.9 (Número de puntuaciones: 19)
Cantidad: 200 € / 1000 €
Plazo del préstamo: 30 / 30 días
Importe a devolver: 200 €
Coste del préstamo: 0 € TAE 0%
QueBueno
Puntuación: 3.3 (Número de puntuaciones: 3)
Cantidad: 200 € / 300 €
Plazo del préstamo: 30 / 30 días
Importe a devolver: 259 €
Coste del préstamo: 59 € TAE 2266%

¿Cómo saber si estás en ASNEF?

Normalmente te avisan en un plazo máximo de 30 días. El problema es que a veces podemos no enterarnos o puede que hayamos pagado la deuda y por error sigamos en ASNEF. Para solucionar este problema se pueden tomar tres vías:

  • 1. Ir al banco y preguntar. Suele ser la forma más rápida, aunque según cuál sea la situación con tu banco puede que no te quieran proporcionar los datos. Además, podrá decirte si estás o no en la lista de morosos, pero en ningún caso podrá darte detalles sobre la deuda
  • 2. Contactar con ASNEF-EQUIFAX. Gracias a la Ley Orgánica 15/1999, toda persona tiene derecho a oponerse, acceder, cancelar o rectificar los datos referentes a su persona incluidos en la base de datos. Eso sí, convendrá acreditar la identidad mediante el DNI, así como aportar un documento que justifique la liquidación de la deuda.

Figurar en una lista de morosos conlleva perjuicios importantes, como la imposibilidad de acceder a los productos financieros de la mayoría de entidades (hipotecas, préstamos personales, préstamos al consumo €). También es muy probable que se tengan dificultades si se pretende contratar nuevas líneas telefónicas o servicios básicos como la luz o el gas. Por ello resulta fundamental salir cuanto antes de estos ficheros de morosos. Aunque en principio cuando se salda la deuda pendiente estos registros proceden automáticamente a actualizar su listado, es conveniente que sea el propio afectado el que verifique que efectivamente su nombre ha sido eliminado de la lista de morosos.

Si se comprueba que sigues apareciendo en el registro pese a haber saldado tu cuenta, puedes ponerte en contacto con la empresa para que te elimine definitivamente. En la mayoría de los casos, se te pedirá que demuestres por escrito que la deuda se ha saldado al 100%. Aunque la ley permite conservar hasta 6 años los datos de antiguos morosos, esta práctica no es frecuente y la mayoría de registros optan por eliminarlos en un periodo breve de tiempo, por lo que a efectos prácticos será como si nunca hubieses pertenecido a este fichero.

Cómo se entra en una lista de morosos

Los principales motivos que pueden llevarnos a ser declarados morosos son el impago de un recibo, cuota o deuda. Dado que las consecuencias, como decimos, pueden ser determinantes a la hora de necesitar contratar cualquier tipo de financiación o crédito así como en relación a la empresa a la que debamos ese dinero, es fundamental mantener al día todos nuestros pagos.

Según la Ley Orgánica 5/1992, cuando nuestros datos pasan a formar parte de una lista de morosos debemos ser informados por carta certificada en un plazo máximo de 30 días dentro del cual podremos rectificar o cancelar el impago para evitar convertirnos en morosos.

Pero muchas veces estas notificaciones se envían a direcciones antiguas o se extravían y los afectados no son informados, se dan errores en la titularidad de los deudores así como posibles malentendidos con las empresas que reclaman la deuda de un pago ya realizado.

Derecho a reclamar

  • Si sus datos han sido introducidos en un fichero de morosos sin haberse cumplido los requisitos necesarios para ello, tiene derecho a presentar una reclamación.
  • Por una parte, puede hacer llegar una reclamación ante la Agencia Española de Protección de Datos para que sus datos sean inmediatamente borrados del listado de morosos.
  • Además, puede recurrir a la vía judicial y solicitar una indemnización por los daños y perjuicios que su inclusión en el registro de morosos le haya podido ocasionar.
  • Esta reclamación por la vía judicial se puede interponer tanto contra la entidad acreedora como a la entidad responsable del fichero, así como contra ambas.