1. Prestameria.es
  2. >
  3. >
  4. ¿Vacaciones a la vista? ¡Préstamos a largo plazo para que no te pierdas ningún plan!

¿Vacaciones a la vista? ¡Préstamos a largo plazo para que no te pierdas ningún plan!

Ya ha llegado la época en la que los planes están rondando por nuestra mente por doquier. Esa en la que el tiempo libre acecha y con él las ganas de hacer mil cosas. Visitas a mundos exóticos, semanas en retiros espirituales, rutas por parajes insólitos, cenas mirando la luna reflejada en el mar, comidas sin que falte de nada, hoteles con todo por delante, visitas a amigos, a familiares, a primos que no ves desde que hicieron la comunión y que ahora ¡oh, sorpresa! viven en ese país que tantas ganas tienes de conocer… Cientos y cientos de posibilidades se abren ante ti cuando se hace un parón en tu rutina. Son las vacaciones. Y no son baratas.

Una de las opciones a la que recurren muchos usuarios para financiar algo de sus vacaciones es a la tarjeta de crédito. Ahora bien, se trata de una ayuda para un capricho puntual dentro de todo un conjunto de gastos que supone ese descanso temporal. Puede servir para una cena más cara de lo habitual, para un fin de semana en algún alojamiento medio o para otras cuestiones como puede ser alquilar un coche. Pero si lo que buscas es la forma de financiar las vacaciones en su totalidad, tienes que optar por los préstamos a largo plazo.

Vivus
Puntuación: 3.9 (Número de puntuaciones: 19)
Cantidad: 200 € / 1000 €
Plazo del préstamo: 30 / 30 días
Importe a devolver: 200 €
Coste del préstamo: 0 € TAE 0%
QueBueno
Puntuación: 3.3 (Número de puntuaciones: 3)
Cantidad: 200 € / 300 €
Plazo del préstamo: 30 / 30 días
Importe a devolver: 259 €
Coste del préstamo: 59 € TAE 2266%
Wonga
Puntuación: 4.1 (Número de puntuaciones: 19)
Cantidad: 200 € / 300 €
Plazo del préstamo: 30 / 15 días
Importe a devolver: Sin información
Coste del préstamo: Sin información

Estos créditos personales se pueden solicitar de forma rápida a través de Internet, evitando así papeleos y colas en los bancos y, además, al hacer la petición, no tienes por qué decir para que requieres el dinero. Puedes estar pidiéndolo para un billete a la India, una semana en un hotel de Benidorm o cuatro días en un spa con masajes incluidos. No hay que dar explicaciones, y será la solución para tu problema de financiación.

Préstamos a largo plazo sí, pero con cabeza

Las facilidades que aportan las empresas financieras para pedir estos créditos personales sin tener que dar explicaciones, no significa que no haya que estudiar bien todas las opciones antes de realizar la solicitud. Más bien al contrario. Los préstamos a largo plazo conllevan unos intereses, y unas comisiones, que hay que tener en cuenta para saber si se puede realmente asumir la devolución y si se va a poder hacer en los tiempos y formas acordados.

Hay que apelar a la responsabilidad y no solicitar más capital del que va a hacer falta. Hay que saber que se van a poder cumplir los plazos, que la cuota prevista es asumible y que durante todo el tiempo que hemos pedido para la devolución se va a disponer de ingresos para poder hacerle frente.

Conviene sentarse, buscar las opciones más económicas para nuestros planes soñados, planificar para no derrochar y pedir solo lo que realmente vamos a usar para cumplir nuestras expectativas. No pidas “por si acaso”, ni alargues tus planes solo porque “ya que estamos”. Usa la cabeza y disfrutarás mucho más de tu merecido descanso. Además, evitarás preocupaciones futuras.

¿Hasta cuántos plazos puedo solicitar mi crédito?

Cuando se solicita un préstamo a largo plazo queda claro que no lo vas a tener que devolver en los próximo 30 días, sino que estamos hablando de cuotas que se alargarán en el tiempo. Por ejemplo, Ok Money ofrece préstamos que pueden devolverse hasta en 6 meses. Pero aún así, eso también conlleva que lo máximo que puedes solicitar en esta compañía son 3.000 euros.
Es suficiente para unas vacaciones, pero quizá tus planes son mayores y crees que necesitas más capital. Entonces debes recurrir a compañías que ofrezcan mayores cantidades a devolver en plazos que superen el año. Por ejemplo, con Cofidis puedes pedir hasta 15.000 euros para devolver en 48 meses. Son los llamados créditos proyecto y están orientados para cubrir los gastos de la reforma del hogar, el coche nuevo, estudios o incluso vacaciones. No te pedirán explicaciones, aunque sí que te facilitan la elección de un crédito u otro en base a este tipo de proyectos mencionados.

Otra compañía que también clasifica sus créditos por posibles proyectos y que también ofrece préstamos a largo plazo es Younited Credit. Se pueden solicitar hasta 40.000 euros para devolver en hasta 72 meses.

En conclusión, y como señalábamos antes, lo importante es planificar todo lo que se va a necesitar y si realmente se va a poder devolver y una vez aclarado, podrás fácilmente encontrar qué compañía cumple más con tus necesidades y te ofrece las mejores condiciones para tus preciadas vacaciones.

¿Cualquiera puede pedir un préstamo a largo plazo?

Las compañías de microcréditos son muy flexibles en cuanto a la concesión de sus préstamos, tanto a corto como a largo plazo. En general, los requisitos para solicitar un crédito son: ser mayor de edad, tener nacionalidad española, disponer de un teléfono y de una dirección de email propia y aportar algunos datos personales y de contacto que sean veraces.

Si no tienes nómina, no importa. Lo que se requiere en casi todos los casos es demostrar ingresos recurrentes, ya provengan de prestaciones o de trabajos por cuenta propia. Y si estás en algún registro de morosos, tampoco debes dar por perdido el préstamo. Solo tienes que saber que algunas compañías sí conceden préstamos a personas que se encuentran en esos ficheros, siempre que no sea por grandes cantidades.